Dieta para estudiantes sana y práctica

El verano se ha acabdo y si eres estudiante ya habrás empezado el curso. Además, si vives fuera de casa probablemente te hayas encontrado en más de una ocasión sin saber qué comer y recurres o a pedir comida a domicilio o a comer en la cafetería de la universidad por pereza a pensar qué cocinar. Así que si eres estudiante el siguiente post te interesa.

La mejor dieta para estudiantes es aquella que es sana y práctica, que se basa en platos muy fáciles y rápidos de preparar con los utensilios más básicos que podemos encontrar en cualquier cocina.

 

Las bases de una dieta para estudiantes

Sabemos que es difícil, pero una buena dieta para estudiantes se basa en tomar cinco comidas a lo largo del día. Además, es importante que los alimentos contengan las vitaminas y minerales que te ayudarán a su vez a mejorar tu rendimiento intelectual. Son muy importantes la vitamina E y las vitaminas del grupo B, entre otras, y el hierro, zinc, potasio y fósforo,

 

Dieta para estudiantes: algunas ideas y recomendaciones

A continuación te damos algunas propuestas de platos para una dieta para estudiantes equilibrada y rica en estas vitaminas y minerales.

 

El desayuno

Probablemente a muchos os apetezca más apurar unos minutos en la cama que desayunar, pero ésta es la comida más importante de toda dieta para estudiante ya que te dará la energía que necesitas para rendir al máximo.

Una idea de desayuno podría ser un bol de cereales con leche y una pieza de fruta. Si eres de los que no le gusta la leche o prefieres desayunar salado, otra opción es hacerte unas tostadas con aceite y sal, o unas tostadas con huevo y aguacate y de beber un zumo de naranja o café.

El almuerzo

Para seguir manteniendo nuestra energía es recomendable tomar un pequeño aperitivo a media mañana. La mejor opción es una pieza de fruta, una barrita de cereales o algunos frutos secos que no sean demasiado salados. La almendras, por ejemplo, son una importante fuente de magnesio.

La comida

En la hora de la comida se debe tomar algo consistente. A lo largo de la semana es importante incluir elementos concretos en nuestra dieta. ¿Cuáles? Pasta, arroz integral, verduras y legumbres. Una opción muy rápida es una ensalada de pasta. Se puede acompañar con queso, hortalizas y verduras. Todo hecho a la plancha es una de las recetas más sanas-

La merienda

A media tarde es aconsejable tomar algo ligero. Las opciones más sanas y prácticas son un zumo de frutas, un yogurt o un bocadillo hecho con pan integral.

La cena

La cena también es importante, pero es recomendable que sea ligera para garantizar un buen descanso. Una tortilla francesa siempre es buena opción, aunque no debes tomar más de cinco huevos a la semana. Otras opciones podrían ser una ensalada o un plato de sopa.

 

Una buena dieta para estudiantes se caracteriza por basarse en alimentos ricos en todas estas vitaminas. Todos estos platos son muy fáciles de preparar con los utensilios de cocina más sencillos, ¡así que no tienes excusa!